22 de julio de 2016

A VECES ES NECESARIO TOMARSE UN RESPIRO

 
Vivimos saturados en la sociedad de la información, donde recibimos miles de mensajes distintos al día, ya sea a través de nuestro teléfono, ordenador, televisión, etc. Y más aún si nos dedicamos al mundo de la comunicación y los eventos, ya que somos nosotros mismos los que creamos la información y hemos de adaptar constantemente nuestra manera trabajar para estar al día de las nuevas formas de comunicar. Si no nos quedamos atrás.

Por este motivo queremos tratar el tema del descanso, imprescindible si queremos que nuestro trabajo sea productivo e incluso necesario si hablamos de salud.
En España se celebran aproximadamente 600 congresos internacionales cada año, Madrid y Barcelona se encuentran en el top 5 mundial de ciudades organizadoras de congresos. Concretamente en Barcelona, participan más de medio millón de personas entre congresos, convenciones y otras jornadas.

Es evidente que en un sector tan activo y que mueve a tantas personas es muy difícil desconectar. Acostumbrados a ese ritmo, acumulamos muchísimo estrés diariamente y debido a la frecuente aparición de nuevos métodos nuestra mente puede saturarse. Este pasado mes de mayo hemos organizado un congreso para la asociación EUSGA, donde hemos vivido este estrés.

Al final, la organización y planificación es el 90% del tiempo en cualquier evento. “Organizar con tiempo es imprescindible, las prisas no son buenas consejeras. Realizar un planning y un timing realista es de vital importancia”
Ya que en la era de las pantallas y la sociedad 2.0 es imposible evitar la entrada de nueva información constantemente, para los profesionales del mundo de la comunicación es importantísimo poder tomarse un respiro. Aunque esto signifique quedarte atrás en este sector tan exigente.

A veces vale más sacrificar algo de tiempo de trabajo a favor de nuestra salud, tomarse unas vacaciones y como dice Laura Echevarrieta en su blog, poner en práctica las 3Ds: descansar, desconectar y disfrutardel tiempo libre, tan deseado cuando estamos en pleno trabajo, para regresar a la acción con las pilas bien cargadas.

Felices y merecidas vacaciones !!!!

Jacqueline Ruiz 

18 de julio de 2016


CAMPAÑAS DIFERENTES, MISMOS OBJETIVOS: VOTOS=CLIENTES

Las elecciones y sus campañas electorales son muy diferentes dependiendo del país en que nos fijemos. Si comparamos las españolas con las de Estados Unidos encontramos numerosas diferencias que vale la pena comentar.

En primer lugar, remarcar que en el sistema norteamericano, a diferencia del español, los partidos políticos no tienen fuerza ni poder de decisión para proponer candidatos, sino que son los propios candidatos los que se ganan el puesto desde abajo, centrando la campaña en vender su imagen personal y convencer a los ciudadanos. Allí las elecciones se centran en la persona, y no en el partido que hay detrás y son los ciudadanos los que deciden los dos candidatos que representan a cada partido, tanto del bando republicano como del demócrata.

Los candidatos se enfrentan entre ellos en numerosos debates televisivos transmitiendo sus propias ideas a los ciudadanos y demostrando sus aptitudes personales. Ocupan un papel crucial, ya que es donde verdaderamente se ve la capacidad de éste para defender sus ideas frente a otros y donde tienen la mayor oportunidad para ganar votos, en discusiones inteligentes a través de la palabra y contestando a preguntas comprometidas por parte de los periodistas y de sus rivales. 

Mientras que los debates que se realizan aquí, son puramente pactados, cada candidato tiene un tiempo concreto para exponer sus argumentos sobre un tema a modo de discurso y donde los periodistas no hacen preguntas.
Otra de las grandes diferencias es la financiación y el coste de las campañas, las españolas están financiadas con dinero público, mientras que en EE.UU. es solo capital privado, pero con una total transparencia, con lo que todo el mundo sabe quién es el donante y cuánto da.

Si hablamos de carteles, las diferencias también son enormes, mientras que en España se utilizan espacios públicos para colocar un gran número de ellos, en Estados Unidos son los propios ciudadanos los que los colocan en sus casas inventando slogans propios. Además, a diferencia de aquí, nunca llevan imágenes.

En cuanto a los anuncios, en EE.UU. es muy difícil destacar sobre los otros, ya que los medios están saturados. Los datos nos confirman que los americanos invertirán alrededor de 3.200 millones en publicidad electoral. La diferencia de que en España la presencia de anuncios televisivos y radiofónicos sea más moderada es a causa de que los presupuestos son más ajustados.   

En conclusión, queda demostrado que el marketing electoral es distinto según el país en el que nos encontremos. Unos apuestan más por comunicar la imagen carismática de una persona y otros se centran en realzar la ideología del partido. Y creemos que existen muchos factores a la hora de decidir el voto de una persona, pero está claro que el marketing ocupa un lugar destacado entre ellos.

Al final yo me pregunto, ¿es lo mismo un voto que un cliente?


Jacqueline Ruiz C.

12 de julio de 2016

¿IMPORTA ESTUDIAR?

Todos queremos ser ricos y tener el mejor trabajo. Conseguirlo depende de uno mismo y de “encontrar” la suerte. No obstante, está claro que para destacar en un ámbito concreto hay que tener “pasión”, sentir la necesidad de formarse más que el resto y tener experiencia sobre lo que haces.
Cuando llega ese momento en que deseamos realizar lo que durante los años de carrera nos han explicado y siempre hemos visto con lejanía, es inevitable que aparezcan dudas en cuanto a: formarte aún más o “lanzarte al mercado”.
En ese punto, es importante definir nuestros objetivos. Como dice Miguel Pérez en su blog Busco un trabajo, “Disponer de experiencia laboral es vital en la actualidad, aunque también es bien sabido que un completo perfil académico ayuda enormemente en la búsqueda de un empleo”.
Por lo tanto, ambos elementos, formación y empleo, pueden ir de la mano. Y no es una mala idea lanzarse al mercado y ganar experiencia para definir aún más lo que estudiar en un futuro, formándote según las nuevas necesidades de tu sector.
¿Sabes que Bill Gates abandonó la universidad o que Steve Jobs fue universitario tan solo un semestre? Parece ser que eran tan rompedores con lo que hacían que los formadores estándar no entendían sus inquietudes. Creemos que fue la pasión por lo que hacían lo que les motivó a insistir, a pesar que su entorno no les apoyaba.
En conclusión, es evidente que contar con una base de conocimientos y que estos estén reconocidos nos facilitará la entrada al mundo laboral. Pero lo más importante es mantener una actitud activa“más ocupar, menos preocupar” y adaptarse constantemente a las nuevas necesidades.
Una de las universidades que más lucha por la innovación es EAE, clasificada entre las 50 Escuelas de Negocio de Europa que mejor índice de empleabilidad ofrece a sus estudiantes en un ranking elaborado por la prestigiosa institución internacional QS Una entidad que desde que la adquirió el Grupo Planeta, ha ascendido a niveles de gran calidad de formación, aumentando así elnúmero de participantes en los másteres de cualquier categoría y especialmente en del sector turismo, con la escuela OSTELEA y y de la que tengo el honor de dar clases
Para finalizar con las reflexiones de lo importante que es tener conocimiento y como la pasión o dedicación constante  facilita el éxito de las personas, os mostramos un grupo de grandes directivos que han participado en un evento internacional con alto nivel de motivación: WelcomeReceptionManatís.

Jacqueline Ruiz C.